21.04.20 / FUNDAMENTOS DE LA ENCUESTA DE PERCEPCIÓN DE RIESGO DE LA FACULTAD DE FILOSOFÍA, HUMANIDADES Y ARTES

FUNDAMENTOS DE LA ENCUESTA DE PERCEPCIÓN DE RIESGO DE LA FACULTAD DE FILOSOFÍA, HUMANIDADES Y ARTES
Estimada comunidad universitaria de la Facultad de Filosofía, Humanidades y Artes:
Desde Decanato estamos haciendo circular una serie de encuestas dirigidas a Docentes, Estudiantes y No-Docentes de nuestra Facultad. Tales encuestas han sido diseñadas por especialistas en estudios de riesgos de nuestra institución siguiendo la metodología propuesta por la Gestión de Riesgos de Desastres.  Los datos obtenidos permitirán, por una parte, identificar vulnerabilidades en la comunidad educativa referidas a aspectos laborales, de salud, sociales y familiares y, por otra parte, conocer la percepción del peligro o amenaza representada por el COVID-19. Estas herramientas son fundamentales a la hora del diseño de estrategias de mitigación del riesgo. 
Para ello, se ha conformado una Comisión de Contingencia integrada por autoridades de los Departamentos y de la Facultad que hará un análisis de los resultados obtenidos y propondrá las acciones necesarias para el desarrollo de las actividades durante la cuarentena y en la etapa pos-cuarentena. Les agradecemos su buena voluntad y les pedimos su colaboración para el llenado de las encuestas.  
Hasta el momento tenemos:
Respuestas Docentes 313
Respuestas Estudiantxs 1.243
Respuestas No Docentes 68
Agradecemos las más de 1600 respuestas que tuvimos por parte de nuestra comunidad educativa. Sin embargo, ante ciertas inquietudes surgidas es necesario realizar algunas aclaraciones.
  1. La encuesta tiene como fin tener un análisis detallado de nuestra comunidad; esto implica actualizar las bases de datos existentes en nuestra institución respecto a contactos y datos solicitados y la necesidad de contar con una base de datos unificada. La encuesta no viola ningún derecho a la privacidad puesto que los datos personales que se requieren ya existen en las bases de datos de cada dependencia de la UNSJ y se solicitan con fines de estratificación de los resultados.
  2. En ningún punto la encuesta es obligatoria, por lo que se les solicita tengan a bien contestarla. De hecho, se puede contestar colocando sólo una X en caso de no querer brindar datos personales.
  3. Para poder identificar las situaciones particulares de cada uno de nuestros Estudiantes, No-Docentes y Docentes es que se realizaron una serie de preguntas destinadas a tal fin.
  4. La pregunta referida a la edad puede ser entrecruzada con otras, lo que nos permite saber quiénes y cuántos están en edad de riesgo según lo expresado por la OMS y el Ministerio de Salud de la República Argentina.
  5. Más allá de la edad, el estado de salud del miembro de la comunidad educativa o el estado de salud de algún familiar conviviente lo incluye en grupo de riesgo y, por lo tanto, tiene el derecho de salvaguardar su situación.
  6. Conocer el departamento en el que habitan y el medio de transporte en el que se movilizan permite conocer el grado de exposición ante el posible contagio del COVID-19.
  7. El conocimiento sobre el uso y disponibilidad de las tecnologías permite desarrollar medidas tendientes a la mejora de las condiciones en las que se realizan las actividades académicas durante el aislamiento social, preventivo y obligatorio y el tiempo que dure la suspensión de las actividades presenciales en la universidad.
  8. Además, esta información permite identificar aquellos estudiantes que, por distintas razones, no poseen conectividad o medios digitales, y desarrollar estrategias acordes para acercar el material necesario de las cátedras (esto se está realizando desde hace unas semanas).
  9. Existen una serie de preguntas que permiten realizar un perfil socioeconómico de los Estudiantes a fin de focalizar la ayuda necesaria en cuanto al aprovisionamiento de elementos. Esto es si están trabajando, si poseen obra social, si alquilan o bien no poseen un ingreso fijo, lo cual repercutirá según las modalidades de cuarentena adoptadas por el Gobierno Nacional y en consonancia con los esfuerzos provinciales. El objetivo de esta pregunta es saber en un futuro próximo cómo se comportará el estamento Estudiantes para tomar las medidas necesarias y brindar las mejores soluciones según los casos.
  10. Respecto a la serie de preguntas de percepción general sobre el Covid-19, permite diagnosticar el grado de conocimiento de nuestra comunidad educativa y detectar falencias de comunicación respecto al cuidado específico como medidas preventivas. Debemos tener en cuenta que cuidarse es cuidarnos todos, sobre todo en temas referidos a la salud y va en consonancia con encuestas ya realizadas en otros organismos. En tal sentido, es preciso considerar que cada persona interpreta un mismo fenómeno de diferentes maneras dependiendo de su percepción. El fenómeno del COVID-19 puede resultar altamente amenazante para algunas personas y para otras no. En el primer caso, puede generar elevados niveles de stress. Si el trabajador o estudiante siente que no puede controlar su temor o angustia en un ambiente (el de la Facultad, por ejemplo) que le resulta impredecible, aumenta su nivel de stress y ansiedad. La percepción, junto con la vulnerabilidad y otras herramientas, forman parte de la Gestión de Riesgos de Desastres que se viene trabajando desde hace décadas en las universidades de todo el mundo. Uno de los proyectos más importantes que se ha promovido en América Latina es la denominada “Campaña de Universidades Sostenibles y Resilientes”. En este contexto, el COVID-19 se constituye en una amenaza para la población que, junto a una elevada vulnerabilidad, contribuye a aumentar el riesgo. Es por ello importante conocer la percepción e identificar los grupos vulnerables. En este sentido, la comprensión del riesgo (Marco de Sendai para la Reducción de Riesgos de Desastres) por parte de la comunidad juega un papel fundamental en su reducción.
  11. Conocer el ámbito donde se desempeñan también nos permite saber cuántas personas trabajan o circulan por cada dependencia para poder administrar los horarios y turnos o modalidades de trámites y/o averiguaciones a fin de salvaguardar a Docentes, Estudiantes y No-Docentes de nuestra Facultad, es decir poder conocer la capacidad concreta que tenemos para mantener distanciamiento social, en un contexto hipotético de funcionamiento controlado de la FFHA.